Si bien cada establecimiento tiene sus propias características en el servicio, hay que mencionar que por lo general los horarios en los hoteles de entrada y de salida están bastante estandarizados. Como regla general las habitaciones pueden ser utilizadas a primeras horas del día de llegada y deberán quedar libres antes de las 12 horas del mediodía del día de salida.

Los horarios marcados para las entradas o check-in suelen fijarse entre 1 y 3 horas después del de salida, el motivo no es otro que el de dar margen de tiempo suficiente al departamento de limpieza para que ponga a punto esas habitaciones que han de ser ocupadas por nuevos clientes.

El Check in suele ser a partir de las 2 pm o 3 pm en algunos casos

Check in

El Check in del hotel indica el tiempo transcurrido desde que el hotel comienza a cobrar por el día. Si un cliente quiere ocupar la habitación del hotel antes del horario de check in, el hotel puede cobrar por un día adicional y lo considera como una estancia de un día anterior (en comparación con los que ocupan la habitación del hotel después de la hora de llegada). La mayoría de los hoteles, sin embargo, puede dar cabida a un margen de tiempo (normalmente 30-60 minutos) sin ningún cargo adicional, si se quiere tener la habitación antes de la hora de llegada.

Por regla general si se solicitan las habitaciones antes de la hora del establecimiento para el check-in, se alojarán las primeras personas en llegar, ya que se da prioridad según las habitaciones estén disponibles.

Ahora bien, si el huésped desea entrar a la habitación (siempre que haya disponibilidad de habitaciones a tempranas horas de la mañana) puede pagar por ello. A menudo en los hoteles pueden llegar viajeros que lleguen cansados de un largo viaje y que aparezcan para hacer la entrada muy temprano, como por ejemplo a las 6, 7, 8 o 9 de la mañana. En estos casos, si hay disponibilidad, y con previo consentimiento del mismo, se acordará a cargar en la factura un concepto de Early Check-In fee, o suplemento por Check-In temprano. Por lo general son tarifas pre establecidas de acuerdo a las horas de adelanto con respecto a la hora publicada de registro del hotel.

Al igual que con las salidas, con las entradas también se establece una hora tope de llegada, que suele ser las 18 horas. Pasada esa hora si no hemos avisado de que tenemos previsto llegar más tarde, el hotel puede cancelar la reserva.

El check out es a mediodía, la flexibilidad para salir más tarde depende del establecimiento.

El día de la salida o check-out el huésped dispone de un tiempo máximo para dejar la habitación, de lo contrario el hotel puede cargar una noche más. La hora tope más usada internacionalmente es las 12 del mediodía, aunque ésta podría variar dependiendo del hotel o del país.

Es importante destacar que el late check out nunca se considerará como un derecho de los clientes, sino un privilegio que puede ser otorgado por el jefe de recepción sobre la disponibilidad de las habitaciones. Puede que sea de forma gratuita o pagar por el uso de la habitación con un late check out.

Hay un montón de maneras innovadoras para cerrar la cuenta de la estancia en el hotel, aparte de la forma tradicional. A continuación se presentan dos opciones de uso común en hoteles ( por lo general sólo se aplicarán a los clientes que hayan facilitado tarjetas de crédito válidas en el registro):

  • Espress Check-out: es generalmente conveniente para los clientes que decidan salir muy temprano en la mañana . De hecho, en la noche, un botones (por ejemplo) desliza el folio de cada huésped con salida el día siguiente bajo la puerta de la habitación (tiene que estar ya cargada la última noche de la estancia). Cuando el cliente se despierta, deberá firmar el folio el voucher de tarjeta de crédito, salir de la habitación, depositarlos junto con la llave de la habitación en la recepción y marcharse.
  • Auto Check-out: Los clientes pueden revisar su folio utilizando terminales de auto chequeo situadas en las zonas comunes o en las habitaciones, por ejemplo, en el sistema de TV integrado y confirmando los cargos con el mando a distancia, siempre y cuando el hotel disponga del software que integre los sistemas con el PMS de recepción.

 La Consigna de Equipajes puede ser la solución

Consigna de Equipajes

Si el huésped necesita dejar su equipaje en custodia del hotel tanto si llega antes de tiempo y la habitación no está disponible o si no desea pagar un cargo por Early Check-In,  o si tiene dejar la habitación porque no hay disponibilidad para un Late check-out o no desea pagarlo, siempre podrá dejar su equipaje guardado en la consigna del hotel sin cargo alguno.

En el caso que la política del hotel no permita una salida después del horario establecido, se puede dejar el equipaje en la consigna del hotel, en el caso de que el huésped tenga unas horas entre el horario de la salida del hotel y, por ejemplo, el traslado al aeropuerto.