Si has estado en Las Vegas, probablemente hayas visto el espectáculo de la fuente fuera del Hotel Bellagio.

Es un show de funtes, pero quizás este término es una injusticia. La fuente del Bellagio es enorme. Es un espectáculo real de cascadas, un show jet turbo, con sincronización musical y de luces.

Si tienes $ 250.000 y te has quedado sin ideas para impresionar a tus amigos, tienen un paquete especial para controlar las famosas fuentes danzantes. Debido a los apostadores de alta gama (estoy asumiendo sólo grandes jugadores se le ocurriría hacerlo) en el Casino Bellagio de Las Vegas es posible tener la experiencia de tener el derecho de controlar las fuentes, por un cuarto de un millón de dólares.

La experiencia consta en pulsar un gran botón rojo que probablemente diga “NO PRESIONE” en él, y que controla la fuente del Bellagio entera, con todos sus géiseres y chorros, y hacerlos bailar tus canciones favoritas. La “oferta” se encuentra disponible en el Hyde Bellagio, una discoteca con una vista en primera fila de las fuentes.

Después de que el espectáculo habitual de la fuente del Bellagio termine en la noche, un mayordomo te ofrecerá una caja de oro con una selección de canciones de la fuente. La caja contiene un solo botón rojo (muy a lo James Bond). Es presionar el botón y se pondrán en marcha las 4.700 luces y 1.200 fuentes, sincronizadas al ritmo y bailando tu canción favorita.

Fuente del Bellagio

Pero eso no es todo. Hay extras. También te dan una botella de 30 litros de Champagne Ace of Spades (Ace de Piqué, de Armand de Brignac) que se podría decir que es la botella más grande del mundo, equivalente a 40 botellas de champagne de tamaño normal (pesa aproximadamente 45 kilos) y con un precio récord de mercado que ha llegado a los 190 mil dólares. Como Dwight David Eisenhower, el 34to Presidente de los EE.UU. dijo: “No hay victoria a precios de ganga.”

También tienes que sentarte en la mejor mesa de Hyde con las mejores vistas a las famosas fuentes.

Ahora sólo queda preguntarnos, ¿alguien ha comprado esto ya? No, pero seguro que el atrevido no tardará en llegar. Las Vegas es una ciudad muy fuera de lo común.